Podemos encuadrarlo  dentro  de los Derechos de Propiedad Intelectual, siendo el Derecho de Autor todas aquellas creaciones  que se concretan en obras literarias, artísticas, científicas, audiovisuales así como libros, obras de arquitectura, composiciones musicales, programas de ordenador, etc.

Debemos destacar que estos derechos  surgen desde la creación de la obra en cuestión, no reconociéndose Derecho alguno a una mera idea. Por lo tanto el Derecho de Propiedad  Intelectual  protege creaciones  formadas y materializadas.

 

 

Los Derechos de autor tienen una duración entorno a los 70 años después del fallecimiento del autor en el supuesto que los derechos de explotación recaigan sobre una persona física y desde su publicación, en el caso de una persona jurídica. Estos criterios se aplican dependiendo de la normativa vigente de cada país.

Debemos tener claro que el Derecho de Autor, es un derecho personalísimo, lo que equivale a que sea inalienable e irrenunciable. Junto a este van aparejados una serie de Derechos adyacentes tales como el  de divulgación, el derecho a la integridad, el derecho de modificación, etc.

Este tipo de Derechos se pueden proteger mediante registro de la Propiedad Intelectual o a través de un depósito notarial.  Éste  consiste en dejar custodiada la obra a través de un acta de manifestaciones que declare la autoría y titularidad de la misma.

La diferencia de  elegir  uno  u otro sistema es relativamente fácil. Por un lado el registro conlleva más tiempo dado que hay que calificar la obra, así como cumplir con todos los requisitos estipulados por ley. Por su parte, el depósito es  más rápido y no se produce una divulgación de lo registrado pero debemos contar con los honorarios del notario.

En este punto debemos destacar que tanto uno como otro  son un mero elemento probatorio de la titularidad y fecha de existencia de la obra en cuestión, ya que dota al titular de estos  de una cierta ventaja probatoria.

Si deseas más información al respecto, no dudes en escribirnos a info@iglobax.es, o simplemente clickea en el banner de abajo.